Ojén cuenta con una nueva talla de su patrón San Dionisio para cuya realización se ha utilizado técnica de escaneo en 3D

La nueva imagen, elaborada en madera, se procesionará durante la feria y la original, restaurada, permanecerá en el interior de la iglesia para su óptima conservación

(Prensa Ayto Ojén) El municipio de Ojén contará desde este próximo viernes con una nueva talla del patrón de la localidad, San Dionisio, realizada por el artesano sevillano Adrián Lema, y para cuya realización se ha utilizado técnica de escaneo 3D con el objeto de reproducir con la mayor fidelidad posible la original.

El alcalde de Ojén, José Antonio Gómez, relata que “al comenzar a procesionar a San Dionisio en la Feria y Fiestas de 2019 nos percatamos de que la anterior talla realizada en escayola se había partido por la mitad, lo que nos obliga a suspender la procesión y devolver a nuestro patrón al interior de la iglesia. Desde ese momento, en acuerdo y colaboración con la Asociación de Los Tomilleros, encargados de procesionar al Santo, y con el párroco municipal, hemos estudiado diferentes opciones. Los expertos consultados nos advierten de que la talla original, realizada en escayola, está muy deteriorada y pese a que se ha reparado en su integridad corre el riesgo de sufrir una nueva rotura si sigue procesionándose”.

Es en este momento cuando el equipo de gobierno, párroco y la Asociación de Tomilleros, toman la decisión de realizar una nueva talla del patrón local, una réplica exacta elaborada en madera, más duradera.  “Para su elaboración, tuvimos que enviar la figura anterior a escanear en 3D, aplicar las nuevas tecnologías con el objetivo de hacer una réplica exacta de la talla original”, apunta el alcalde de Ojén.

De este modo el municipio ojeneto contará con la imagen original, restaurada y reparada, que permanecerá en su altar en el interior de la iglesia durante todo el año para su óptima conservación y protección y una nueva talla en madera que será la que se procesione. “Vamos a tener un San Dionisio en la parroquia y vamos a tener otro San Dionisio para procesionar, que estará debidamente bendecido por el párroco”, apunta Gómez.

Todo el proceso, tanto de restauración de la imagen original como de realización de la nueva, ha tenido un coste aproximado de 7.500 euros sufragado íntegramente por el Ayuntamiento.