«Darkness into light» en Fuengirola

Presentación de la caminata solidaria Darkness into light

Fuengirola se suma a la caminata solidaria para la prevención del suicidio “Darkness into light”

Se trata de una iniciativa internacional que se desarrollará este sábado y que consiste en caminar, correr, nadar o ir en bicicleta desde cualquier punto guardando la distancia social

Las inscripciones (donativo 20 euros) se pueden gestionar a través de Afesol, llamando al 952440664, cuyos responsables le entregarán una camiseta para visibilizar la campaña

(Prensa Ayto Fuengirola) Fuengirola se suma a la caminata solidaria para la prevención del suicidio «Darkness into light». Se trata de una iniciativa internacional que han presentado esta mañana la alcaldesa de Fuengirola, Ana Mula, y la presidenta de Afesol, Conchi Cuevas, quienes han explicado que se desarrollará este sábado y que consiste en caminar, correr, nadar o ir en bicicleta desde cualquier punto y siempre guardando la distancia social. La inscripción, que incluye un donativo de 20 euros, se puede gestionar a través de Afesol, llamando al 952440664, con la que le entregarán una camiseta para visibilizar la campaña.

“Las enfermedades y problemas derivados de la salud mental es una cuestión que afecta a muchas familias de Fuengirola. Afortunadamente, desde hace unos meses hay una Unidad sanitaria, en el edificio del Mercado de El Boquetillo, que atiende a todos los pacientes de estas dolencias y aportan un respiro impagable a sus familiares. Asimismo, desde hace años, tenemos la suerte de contar con asociaciones como Afesol, lideradas por nuestra querida Conchi Cuevas, que hacen una labor callada en favor de estas personas. Afesol siempre ha contado con el apoyo del Ayuntamiento de Fuengirola y de esta ciudad”, ha manifestado la regidora.

De este modo, Mula ha dado a conocer la actividad  que ha organizado Afesol para el próximo sábado y que tiene por objetivo concienciar sobre uno de los problemas “más olvidados y acallados que afectan a toda la sociedad”: el suicidio y las autolesiones.

“En este y todos los asuntos que conciernen a la salud mental de la población, Afesol y todos los pacientes de estas enfermedades tienen la atención y el respaldo mío, de mi equipo y del Ayuntamiento de Fuengirola”, ha asegurado la regidora, que ha animado “a todos a participar en esta marcha, que podemos hacer todos por nuestra cuenta, el sábado a partir de las 10:00 horas”.

Por su  parte, Conchi Cuevas, en representación de Afesol, ha explicado que esta actividad solidaria es una iniciativa de una fundación internacional que nació en Irlanda; “nosotros estamos adheridos a ella y cada año, el segundo sábado del mes de mayo, organizamos una caminata, que este año va a ser virtual y nos vamos a reunir en todos los pueblos de la Costa del Sol en pequeños grupos o de forma individual, cada uno por su cuenta”.

“A las personas que tienen problemas de salud mental y que en momentos determinados lo ven todo oscuro, tenemos que ayudarles a que vean la luz, porque el suicidio se ha convertido en una auténtica lacra; en el mundo se suicida una persona cada 40 segundos y en España, cada dos horas se produce un suicidio; tenemos que seguir luchando y por eso agradezco enormemente el apoyo del Ayuntamiento de Fuengirola, como siempre hace, para que esta iniciativa sea todo un éxito y sigamos luchando porque estas personas vean la luz”, ha manifestado Cuevas.

Datos estadísticos

Según la estadística ‘Defunciones según la causa de muerte’, el suicidio se mantuvo en 2019 como la primera causa de muerte externa en España, con 3.539 fallecimientos. El 74% de las personas que se quitaron la vida fueron hombres.

Por otra parte, según los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año cerca de 800.000 personas se quitan la vida en todo el mundo y hay muchas más personas que intentan suicidarse. Los datos del Instituto Nacional de Estadística arrojan una media de más de diez fallecimientos al día por suicidio en España, provocando más del doble de muertes que los accidentes en carretera.

Además, se cumple un año desde que el Gobierno de España decretó el estado de alarma debido a la pandemia de COVID-19. En estos doce meses la incertidumbre, el miedo, los fallecimientos, las pérdidas de empleos, el propio confinamiento y la convivencia ininterrumpida, o la soledad, son algunas de las situaciones que han hecho merma en la salud mental de la población, especialmente en las personas con menos recursos económicos.

Así lo desvelan los datos publicados recientemente por el Centro Superior Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS): el porcentaje de personas de clase baja que se han sentido decaídas, deprimidas o sin esperanza durante la pandemia, casi duplica al de aquellas que se identifican con la clase alta (32,7% frente a 17,1%). Destaca igualmente la prescripción de consumo de psicofármacos, de un 3,6% en la clase alta, frente a un 9,8% de la clase baja.

Jóvenes, mujeres y personas con discapacidad, y en especial con discapacidad psicosocial, son algunos de los grupos de población que han visto más afectada su salud mental durante este año.