La Junta ofrece su apoyo a las empresas textiles de la provincia afectadas por la crisis sanitaria

La delegada del Gobierno recibe a la empresa Texlencor de Alozaina y pone a disposición de la dirección el asesoramiento y acompañamiento que necesiten para hacer viable su compañía

(Prensa Junta Andalucía) La delegada del Gobierno andaluz en Málaga, Patricia Navarro, se ha reunido hoy con la dirección y representantes de los trabajadores de la empresa Texlencor de Alozaina para trasladarles su apoyo ante la situación de cierre actual y ofrecer las herramientas de la Junta disponibles para garantizar la viabilidad de la compañía.

Al encuentro, celebrado en la Delegación del Gobierno andaluz en Málaga en la tarde de este martes, han acudido los delegados territoriales de Salud y Familias, Carlos Bautistas, y de Empleo Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Carmen Sánchez.

Ha asistido además el alcalde de Alozaina, Antonio Pérez Rueda, quien ha abogado también por “la necesaria la implicación del Gobierno central y de la Unión Europea para ayudar a la competitividad de las empresas andaluzas”.

La Junta de Andalucía ha puesto a disposición de la compañía los instrumentos de asesoramiento y acompañamiento necesarios para que pueda diversificar su producción, garantice su viabilidad y pueda ser más competitiva en el mercado europeo.

Navarro ha reiterado su apoyo a los trabajadores de esta empresa, que con 60 empleados suministraba material a otra empresa intermediaria malagueña, y lo ha hecho extensivo a todas aquellas textiles que están en apuros debido a la situación de inestabilidad generada por la pandemia.

“No es una situación exclusiva de Alozaina, sino que son varias las fábricas del sector textil andaluz que se han visto afectadas por la crisis sanitaria”, ha recordado la delegada.

Asimismo, ha subrayado que el Servicio Andaluz de Salud (SAS), “con absoluto respeto a la legislación sobre contratación vigente y de acuerdo con sus necesidades”, está promoviendo la industria andaluza en la contratación de productos sanitarios.

“Pero es preciso apuntar también que los pedidos en material Covid que ha realizado el SAS se circunscriben a las necesidades generadas por la pandemia, por lo que una vez abastecidos, no parece lógico continuar haciendo pedidos si el propio SAS no necesita el material, ya que por ley y por un principio de gestión de recursos públicos, no es posible seguir contratando”, ha dicho la delegada.

De hecho, fueron estos encargos relacionados con material sanitario de protección al inicio de la pandemia los que reactivaron puntualmente el empleo de este sector en la zona.