El alcalde de Torremolinos visita las nuevas instalaciones de la Asociación Española contra el Cáncer

La entidad atiende anualmente a unos 1.030 pacientes y ofrece servicios de prevención, acompañamiento en la enfermedad y de atención posterior entre los vecinos y vecinas de la Torremolinos y Benalmádena

(Prensa Ayto Torremolinos) El alcalde de Torremolinos, José Ortiz, y el concejal de Servicios Sociales, César Carrasco, han visitado las nuevas instalaciones de la Asociación Española contra el Cáncer a través de las cuales se da cobertura a la población de Torremolinos y Benalmádena y atiende anualmente a unos 1.030 pacientes; la mitad de Torremolinos. Un nuevo emplazamiento que permitirá mejorar sus servicios.

“Son unas instalaciones magníficas y realizan un servicio enorme con una aportación a la sociedad tremenda. La gestión y el beneficio que ofrece la asociación y su implicación en el tejido social de Torremolinos y Benalmádena en algo tan sensible como los enfermos y enfermas de cáncer es fundamental. Una labor que apoyan con los cursos de formación y concienciación con los que llegan a cerca de 2.600 alumnos y alumnas”, ha sentenciado el alcalde José Ortiz.

Por su parte, el edil Carrasco ha invitado a los vecinos y vecinas del municipio a que formen parte del voluntariado de la entidad. “Siempre animamos a formar parte del voluntariado porque existe una doble vía; tú ayudas pero también te aporta algo muy especial. Con esta situación del Covid no podemos olvidar lo que siempre ha estado y sigue y por ello hay que seguir luchando para combatir el cáncer, la gran laca del siglo XXI”, ha explicado.

La labor de esta asociación comienza antes de que aparezca la enfermedad con campañas de prevención, visitas a institutos y charlas preventivas a colegios; unas actividades con la que llegan a cerca de 2.600 alumnos y alumnas al año, y que refuerzan con campañas informativas generales sobre la protección solar y el cáncer de piel o sobre la prevención del cáncer de colon o los efectos del tabaco.

En el proceso realizan atención psicológica y evaluación social tanto a los pacientes como a los familiares ya que el 58 por cientos de las atenciones anuales están dirigidas al  enfermo oncológico y el 42 por ciento restante a los familiares.

También cuentan con fisioterapia para prevenir el linfedema en mujeres operadas de cáncer de mama, ofrecen asesoramiento de imagen, realizan terapias grupales y diversas clases e incluso hacen acompañamiento hospitalario, así como cuentan con pisos residencia para pacientes con escasos recursos que tienen que recibir tratamiento oncológico continuo en los hospitales o para menores que requieren largas estancias.

La presidenta de la asociación en la Torremolinos y Benalmádena, Luisa Jiménez, ha expuesto que la nueva sede, ubicada en el Arroyo de la Miel, al tener más espacio, tiene mayor ventilación y cumple mejor los requisitos actuales surgidos a raíz de la pandemia. Asimismo, están pendientes aún proyectos como habilitar la terraza o el sótano, y prevé retomar poco a poco los eventos para generar ingresos y poder revertirlo en la sociedad.