Artículo Periodístico 2.474º: “Venerable José Rivera Ramírez y, III”

José Rivera Ramírez, Toledo, 1925, 25 de marzo de 1991. Fue un sacerdote de la diócesis de Toledo, profesor del Seminario, director espiritual de varios seminarios y, escritor de siete mil folios y poeta. Está en proceso de beatificación.

La vida es enormemente simple y compleja, ahora, como en todas las épocas, las situaciones familiares y ambientales y sociales y culturales e históricas también. Siempre se ha dicho, toda persona hasta ahora es hijo de una guerra, es predecesor de otra, cuándo no, le toca a cada persona estar en medio de un conflicto armado.

Por tanto, pienso, que las personas, incluso las que se creen más alejadas de Dios, con la enorme cantidad de problemas y problemáticas, de angustias-sufrimientos, también de alegrías y felicidades, toda persona está esperando que Dios o El Buen Dios se haga, sea visible, en las personas, especialmente, en las personas consagradas. Están deseando, por eso, cuándo aparece un Cura de Ars, un Pío de Pietrelcina, un Leopoldo de Alpandeire, un Leopoldo Mantic, un Juan Bosco, un Lolo de Linares, etc., las personas van corriendo hacia esas fuentes, a oírlos, a esperar sus consejos, a percibir su santidad, a sentir a Dios de alguna manera, parece que lo hacen visible al Misterio y Enigma del Ser Infinito….

Porque todo el mundo arrastra muchas heridas-traumas-sufrimientos-angustias, la inmensa mayoría de personas necesitan-desean que exista Dios, que exista el Ser Supremo, entre otros motivos, para continuar caminando por este valle de lágrimas…

Rivera que empezó estudios literarios y filosóficos, siempre, hasta donde sé, siempre estuvo cercano a esa interrelación entre literatura y filosofía y teología y espiritualidad. Es decir, comprendió que las fuentes de la realidad humana, también se expresan por las artes, por el arte literario, y que éste, nos manifiesta mucho del ser humano.

Quizás, unos de los trenes que el cristianismo ha perdido en estos dos siglos, ha sido, que sus libros de teología y espiritualidad, la inmensa mayoría de alto nivel teórico y moral, apenas llegan a los suplementos culturales de revistas y diarios. Es cómo, si la gran cultura literaria y plástica, hubiesen abandonado el salón de la religiosidad. Es evidente, en cualquier Feria de Arte Plástico Internacional, existen cientos en el mundo, salvo excepciones, no existen obras religiosas, respetuosas con la religión, especialmente, con el cristianismo.

Quizás, quizás hoy, entre las asignaturas pendientes que tiene el cristianismo, quizás tarea de personas consagradas, pero también de seglares, es la realización, quién tenga esa vocación o anhelo, aunque tengan otros trabajos remunerados, es decir, escritores y pintores y músicos de hoy, que sean capaces hacer-construir arte de hoy, pero con estilos de vanguardia de hoy, es decir, sean tan vanguardistas como el que más, pero también, además de contenidos sociales y antropológicos y psicológicos, también incluyan aspectos metafísicos y religiosos y espirituales, en general, y concretamente del cristianismo…

Es, ciertamente triste, que si se señalan, por ejemplo, las cien obras literarias más importantes del siglo veinte, de todos los géneros y estilos y tendencias, de Occidente, pocas, si es que existe alguna, se podría indicar, que además de disponer de conceptualizaciones de sentido, antropológicas y psicológicas y sociales, tengan también un sentido religioso y espiritual alto. Nadie se debe rasgar las vestiduras, si durante siglos, el arte plástico cristiano ha adoptado todos los estilos del momento, sea barroco o románico o renacentista, por qué hoy, al menos en arte no litúrgico, para la pastoral, para la enseñanza, no se pueden mostrar obras de arte religioso y espiritual y humano y metafísico con tintes claramente cristianos…

Cada parroquia a día de hoy, cada congregación religiosa, cada convento o seminario o monasterio tiene o dispone hoy, de una página o Web en Internet y casi cada religioso o presbítero. A veces, me pregunto, y solo es una pregunta que realizo a los pájaros del viento de la historia, además de todas las pestañas que suelen tener, todas las informaciones que necesitan ofrecer, no podrían tener una, una pequeñita, donde se podrían mostrar elementos artísticos y plásticos y literarios y musicales, del mundo de hoy, con claros elementos religiosos y espirituales.

Quizás, sería una manera o forma de intentar subirse a este ascensor del arte y de las artes, con los medios que se disponen ahora, quizás modestos, pero que es necesario reconstruir, es necesario volver a disponer… Cuánto podrían servir poesías, de estilos actuales, realizadas con estéticas de vanguardia, pero que reflejasen aspectos humanos, psicológicos, antropológicos y espirituales. Cuánto podría servir para la pastoral, la enseñanza pinturas y dibujos y otros géneros, con estéticas de hoy, que representasen elementos religiosos y espirituales y cristianos, al menos para el arte religioso no litúrgico. Y así, con todo y en todo. Miles de parroquias están diseminadas por el mundo, en la Piel de Toro, podrían recoger pequeñas aportaciones de fieles. Entre tanto cereal recogido, podrían existir obras de alto nivel cualitativo y semántico y significativo y estético.

Pienso, me imagino, que de vivir hoy José Rivera, habría abierto un blog o una Web y habría expuesto en ella, sus sermones, sus conferencias, sus grabaciones, sus discursos, sus poesías, sus… ¡Y, lo habría hecho, siempre con la moralidad más exquisita, pero sin renegar de las estéticas del arte y de la literatura del siglo veinte…!

Se imaginan en las pestañas de las Webs parroquiales o de los presbíteros o consagrados, que tengan enlaces, a otras docenas de páginas, religiosas y filosóficas y literarias y, por ejemplo, de cine religioso, video religioso, etc. Las posibilidades son enormes, pero lo que está claro, es que en la medida de lo posible, creo que Rivera, habría estado de acuerdo, con el siguiente aserto-enunciado-juicio-concepto, “que hay que recuperar, intentar subirse al tren-avión-barco de las artes, y éstas darles una dimensión metafísica y religiosa y espiritual”. Igual que él, en muchas noches, leía no solo libros de teología o espiritualidad, sino de literatura o filosofía…

http://youtube.com/jmmcaminero        © jmm caminero (23-24 marzo 2021 cr).

Fin artículo 2.474º: “Venerable José Rivera Ramírez y, III”.