El Hospital Regional de Málaga pone en marcha una unidad para mejorar la atención a pacientes con insuficiencia respiratoria severa

La UCRI, a cargo de Neumología, cuenta con camas de hospitalización y aislamiento vigilado

(Prensa Junta Andalucía) El Hospital Regional Universitario de Málaga ha puesto en marcha la Unidad de Cuidados Respiratorios Intermedios (UCRI), que está a cargo de profesionales de Neumología. Esta unidad ya atiende a los primeros pacientes con insuficiencia respiratoria severa que no requieren ingreso en UCI o intubación, pero sí soporte respiratorio no invasivo y vigilancia estrecha.

La puesta en marcha de esta unidad, ubicada en el Hospital General, mejorará la asistencia a este tipo de pacientes. Tal y como explica el jefe de sección de Neumología, Julio Torres, en la misma se está atendiendo a pacientes con insuficiencia respiratoria aguda severa que requieran soporte ventilatorio no invasivo o que precisen de vigilancia estrecha por su patología. “Disponer de este espacio mejorará la atención a este tipo de pacientes que necesiten la ayuda de un respirador pero sin intubación, bien porque no tengan indicación de estar intubados, o precisamente para intentar evitar esta intubación si es posible”, señala Torres. Los expertos prevén que esta unidad atienda a pacientes con agudización severa de la EPOC, insuficiencia cardíaca severa, hipoventilación asociada a la obesidad o neumonías severas en una fase previa a la necesidad de intubación, entre otras patologías.

Habitualmente, los pacientes que precisan ventilación no invasiva padecen patologías respiratorias crónicas o enfermedades previas evolucionadas. Sólo en 2019 un total de 500 pacientes recibieron ventilación mecánica no invasiva en fase aguda.

La puesta en marcha de esta unidad responde, por un lado, a la necesidad de mejorar la atención a este tipo de pacientes y, por otro, a la de estar preparados para situaciones de virus respiratorios como el coronavirus. “En los meses más críticos de la pandemia por Covid-19 la dirección del hospital montó una UCRI provisional en los quirófanos para poder proporcionar soporte respiratorio no invasivo a los pacientes con afectación respiratoria severa que no tenían indicación de ingreso en UCI”, explica Torres.

“El Covid-19 puede ocasionar en casos severos  neumonías bilaterales con insuficiencia respiratoria severa. En estos casos, el ingreso en UCI y la ventilación mecánica invasiva, es decir, intubados, es habitualmente el tratamiento de soporte respiratorio de elección, pero ha habido pacientes que por tener otras enfermedades ya evolucionadas no tenían indicación de intubación, pues ésta hubiera sido más perjudicial que beneficiosa. En estos pacientes, distintas modalidades de ventilación mecánica no invasiva pueden estar indicadas para tratar el fallo respiratorio”, relata el neumólogo.

La UCRI consta de una parte diáfana con capacidad para cinco camas, junto a dos habitaciones individuales en régimen de aislamiento, separadas por un tabique acristalado para tener visión de las mismas desde el control. La UCRI dispone de una climatización independiente de la red del hospital y tiene la posibilidad de poner la unidad en presión negativa, necesaria para este tipo de atención en determinadas circunstancias.

Print Friendly, PDF & Email