Los auxiliares de playa de la Junta han realizado cerca de 170.000 actuaciones

Patricia Navarro destaca que su labor  ayuda al disfrute de las playas con responsabilidad y seguridad

(Prensa Junta Andalucía) Los auxiliares de playa contratados por la  Junta de Andalucía en Málaga han llevado a cabo hasta ahora cerca de 170.000  actuaciones dentro de la labor que tienen encomendada para  velar por la seguridad de los bañistas y el cumplimiento de las normas de higiene y protección relacionadas con  la Covid-19 en el litoral de la provincia.

La delegada del Gobierno de la Junta, Patricia Navarro ha puesto de relieve la contribución de este personal a reforzar la seguridad  frente a los riesgos asociados a la pandemia del coronavirus, y también a favorecer la tranquilidad  y la confianza en nuestras playas, “todo lo cual ayuda, además,  a poner en valor las garantías de la costa malagueña como destino turístico en unos momentos especialmente difíciles para el sector”.

Navarro ha recordado que  la tarea de este  personal auxiliar  es de ayuda a los ayuntamientos en labores concretas de información a personas usuarias de las playas, control de accesos y aforos, así como el asesoramiento a los bañistas sobre las normas  a seguir y las medidas de seguridad y protección que se aplican en cada una de las playas .

Además, la delegada ha subrayado que “aunque su labor esta estrictamente relacionada con la información sobre las medidas de seguridad, así como apoyo a los dispositivos municipales de seguridad en las playas en el control de accesos y aforos, estos auxiliares también han colaborado en otro tipo de acciones, en incluso por alguna de estas actuaciones, el servicio de Protección Civil de la Junta, de quien dependen estos auxiliares, ha recibido ya varias felicitaciones de particulares y entidades de nuestra provincia”.

En este sentido, han participado en algunos salvamentos de personas que no podían salir del agua; acompañamiento de heridos en las playas mientras llegaban los Servicios Sanitarios; acompañamiento a padres mientras llegan los servicios operativos por alarma de menores perdidos o despistados en la playa; cuidado de pertenencias de usuarios que han sufrido accidente en la playa mientras son atendidos, o entrega a las Policías Locales de pertenencias perdidas u olvidadas.

La delegada ha destacado que “incluso han participado en el cuidado y traslado de los huevos de la tortuga boba que hace unos días se encontraron en Fuengirola”.

Cerca de 170.000 actuaciones

Desde su incorporación en la segunda quincena de junio,  los auxiliares de playa contratados dentro del Plan Playas Seguras  de la Junta  han efectuado un total de 169.513 actuaciones, de las cuales 10.075 corresponden a junio;    109.862 a julio y 49.576 a los primeros 10 días de agosto.

En cuanto a las cuestiones atendidas, destacan las de carácter informativo, con un total de 95.241 y las referidas a distanciamiento social que son 21.683, y   deportes y juegos, 22.651; otras 1.025 conciernen a aglomeraciones, 1.298  a seguridad,   8.393 a animales, 521 a auxilio;  7.154 a flotadores, y 11.547 a otros temas diversos.

“El balance de estos casi dos meses da cuenta de la repercusión de este servicio que ha  acercando a tantísimas personas a pie de playa la información y la ayuda precisa para  el uso y disfrute de estos espacios  con responsabilidad y seguridad”, ha apuntado la delegada.

En los 14 municipios costeros malagueños se distribuyen  902 auxiliares de playas, coordinados por el servicio 112  y Protección Civil.

Además, se han destinado 1,4 millones de euros en inversión de recursos y materiales que se entregan a  estos municipios, como vehículos, embarcaciones, motos acuáticas, pasarelas o torretas de vigilancia que se quedarán en ellos permanentemente y serán de gran utilidad para los próximos años.

La delegada ha destacado la colaboración institucional entre la Junta y los ayuntamientos durante la pandemia y en el proceso de recuperación económica y social para el que el Gobierno andaluz ha adoptado 400 medidas encaminadas a generar actividad y riqueza equilibrando la protección de la salud con el impulso de la economía.

Print Friendly, PDF & Email