Marín resalta que Andalucía comienza “un nuevo futuro con una hoja de ruta que da certezas”

El vicepresidente de la Junta plantea el inicio de una nueva legislatura de dos años con el objetivo de volver al crecimiento económico

(Prensa Junta Andalucía) El vicepresidente de la Junta de Andalucía y consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, Juan Marín, ha destacado hoy que tras la crisis sanitaria a consecuencia del Covid-19 “Andalucía comienza hoy un nuevo futuro con una hoja que de ruta que da certezas y que se basa en construir el futuro sobre la seguridad sanitaria y la recuperación y fortalecimiento económico. El binomio Salud-Economía debe convertirse en un valor añadido”.

Así lo ha expuesto en el desayuno informativo organizado por Europa Press Andalucía y la Fundación Cajasol, en el que ha sido presentado por la consejera de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Rocío Blanco.

Marín ha planteado al inicio de su intervención que se inicia una legislatura política de dos años que tendrá el objetivo de acabar en crecimiento económico. “No partimos de cero porque la decisiones tomadas en los 16 meses anteriores nos ponen en una posición de salida con más posibilidades”.

En su exposición, ha considerado como primer deber de un Gobierno “tomar decisiones que creen certezas y ofrezcan seguridad”. En esta línea, el vicepresidente andaluz ha recordado que la actitud de la Junta de Andalucía ante esta crisis sanitaria ha sido “de anticipación, no podíamos esperar simplemente a que esto pasara. Mientras unos hacen anuncios, nosotros  hemos aportado recursos para el refuerzo sanitario y la liquidez de nuestras empresas y autónomos”.

Por tanto, ha incidido en la importancia de “acelerar el paso para poner a rodar la economía”. “Un Gobierno que se queda en medidas asistenciales pero olvida otras que permiten dar energía a la recuperación económica, es un Gobierno que condena a sus ciudadanos al fracaso”. Para ello, “tenemos que superar el actual marco mental que nos lleva a contemplar al Estado como mero prestador de servicios públicos para asumir también un papel como dinamizador de la Economía”.

Ha subrayado, igualmente que Andalucía ha apostado por reforzar vías que se han demostrado útiles como la colaboración público-privada, las reformas fiscales, el esfuerzo de la simplificación administrativa o las reformas legislativas. “Creemos en la iniciativa privada como aliada de la recuperación y contamos con un claro saldo de confianza entre los inversores”.

En este sentido, ha anunciado que la Consejería de Hacienda presentará mañana mismo un plan de inversiones, que movilizará obras desde la colaboración público- privada, cuyo objetivo no es sólo crear o mejorar infraestructuras que llevaban años esperando, sino aprovechar esta crisis para ofrecer oportunidade en sectores que den robustez a la economía andaluza.

También ha señalado que la Consejería de Economía presentará en unos días un plan de reactivación económica a partir de la reestructuración de fondos europeos, con una movilización de partidas sin precedentes. “La gestión de los fondos europeos fue una de las grandes lagunas de la etapa anterior y ahora debe ser una de las fortalezas de este Gobierno”.

El vicepresidente de la Junta ha destacado la imagen de fortaleza de este Gobierno y de Andalucía como consecuencia de la “estabilidad política, la seguridad jurídica, el rigor presupuestario y la gestión de esta crisis sanitaria”.

Marín también ha subrayado la necesidad, en estos momentos de crisis e incertidumbre, de la lealtad institucional, “que tiene que funcionar en ambos sentidos”. Así, ha recordado que el recurso contra el decreto de simplificación administrativa o retener y sustraer recursos a los que tiene derecho Andalucía no es lealtad.

La Junta de Andalucía considera que el reparto de los fondos no reembolsables de 16.000 millones a las Comunidades Autónomas, “no puede ser un elemento para ganar favores de nacionalistas y populistas”.

Por ello, ha vuelto a defender el criterio de la población para el reparto de esto fondos. Según, el vicepresidente, la distribución planteada por el Gobierno de la nación significa recibir 985 millones frente a los 2.500 si se siguiera el factor poblacional y volver a condenar a Andalucía a la infrafinanciación. “Andalucía pierde en ese reparto muchos millones que hoy son imprescindibles”.

Por último, Marín ha reivindicado el papel de Andalucía al marcar el paso al Gobierno de la nación en muchas cuestiones, entre ellas el Turismo.

De este modo, ha recordado medidas propias como el Plan de Choque de 300 millones de euros para ayudas al sector, las subvenciones para los ayuntamientos de litoral, el Plan de Empleo para Playas Seguras 2020 o el sello ‘Andalucía Segura’. “En estos momento, Andalucía es la región del mundo que más reservas de hoteles y apartamentos turísticos ha atraído durante los últimos siete días”.

Print Friendly, PDF & Email