El Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre reabre al público la pista deportiva  de Viñagrande tras su nueva pintura y diseño

Se ha actuado tanto en la superficie de juego como en los muros exteriores, al igual que se hizo en Capellanía. El plan ‘Jugando en colores’, del Área de Deportes y el artista Víctor García, se desarrolla ahora en la cancha de El Cordobés, que permanecerá cerrada varios días

(Prensa Ayto Alh el Torre) La pista polideportiva de Viñagrande, situada entre la calle La Cepa, la avenida Reyes Católicos y la avenida de Viñagrande, ha reabierto al público, una vez han finalizados los trabajos de pintura y rediseño que se han ejecutado. Esta actuación forma parte del plan del Ayuntamiento ‘Jugando en colores’, que fusiona arte y deporte y que en estos momentos afecta a la cancha de El Cordobés, junto al Parque Ferial, la cual permanecerá cerrada varios días mientras se desarrollan las tareas.

 

El Consistorio pide disculpas por las molestias ocasionadas por estos trabajos. Al igual que sucedió con la pista de Capellanía, la primera en la que se intervino dentro de este proyecto, se ha pintado tanto la superficie de juego como los elementos interiores (canastas, porterías, etcétera) y los muros exteriores. El artista y diseñador alhaurino Víctor García se ocupa de ello, en colaboración con el Área de Deportes.

Esta práctica en torno a la pintura deportiva de diseño es habitual en Estados Unidos, Italia o París, pero no tanto en España. En el caso de Viñagrande, se ha apostado principalmente por los colores morado, celeste, lila o amarillo en diversas tonalidades, teniendo en cuenta además las líneas reglamentarias para delimitar los diferentes espacios de juego como fútbol o baloncesto. El propio Víctor García indicó que se ha querido dotar a este recinto de un carácter más juvenil, mientras que en el caso de El Cordobés será un diseño más “hot”.

Según explicó en su día el alcalde, Joaquín Villanova, la intención es prolongar este plan por fases a todas las pistas polideportivas de Alhaurín de la Torre, por lo que se irán anunciando los sucesivos cierres temporales. Los terrenos de juego se han convertido así en gigantescos y coloridos lienzos para este artista alhaurino, que comenzó a los 12 años a pintar sobre el suelo y se inició después en el mundo del ‘graffiti’, pero que ha ido perfeccionando sucesivamente su técnica artística en varias ciudades y países donde lucen sus obras y murales.