La reparación del puente de Pereila en Coín costará casi 118.000 euros

Se ha abierto el plazo para que las empresas interesadas presenten sus ofertas para hacerse cargo del arreglo de esta infraestructura dañada por las lluvias

(Prensa Ayto) El Ayuntamiento de Coín ha abierto el concurso público para adjudicar las obras de arreglo del puente sobre el río Pereila (en su zona alta) que fue gravemente dañado por las lluvias sufridas en la localidad el año pasado y desde entonces está cortado y cerrado al tránsito de vehículos y personas.

La imagen de esta infraestructura llena de troncos, ramas, barro y grandes rocas fue protagonista durante esos días del mes de octubre de 2018 en todos los medios de comunicación a nivel nacional y, después de distintos trabajos de limpieza y retirada de material ahora se llevará a cabo su rehabilitación pues es una zona de paso para muchos vecinos.

El alcalde de Coín, Francisco Santos, junto con el edil Cristóbal Ortega, han visitado la zona antes de que se adjudique la obra y también a los vecinos de una casa cercana al río que se inundó, alcanzando el agua los tres metros de altura. Ahora la situación ha cambiado y el esfuerzo de los residentes junto con el Ayuntamiento ha hecho que sea un lugar accesible y habitable.

El equipo de gobierno, sabiendo de la importancia de este puente, ha destinado una partida de 118.000 euros de recursos propios para que las obras se ejecuten lo antes posible, ya que además de las molestias que ocasiona para los residentes, también es el lugar por donde transcurre la Romería de la Virgen de la Fuensanta el primer fin de semana del mes de junio, por lo que para esta feche debe estar concluido el proyecto.

Hasta el día 25 de marzo, las empresas interesadas podrán presentar sus ofertas en este concurso público para ejecutar los trabajos que consistirán en el refuerzo de la base del puente fundamentalmente. Tendrán además un plazo de ejecución de dos meses.

Por otro lado, el regidor ha informado que el puente que se encuentra un poco más abajo, junto al molino, que da acceso a la ermita también ha salido a concurso público para rehabilitarlo y su adjudicación tardará escasos días.