Alhaurín el Grande dice “no” a la Violencia de Género

Los jóvenes de los institutos de la localidad han participado de forma activa en esta jornada, con el objetivo de contribuir a la erradicación de esta lacra


Esta mañana Alhaurín el Grande ha dicho ‘no’ a la violencia machista en un acto cargado de simbolismo en la plaza Baja, con el que se conmemoraba el Día internacional contra la violencia machista, fijado en el calendario el 25 de noviembre. Unas actividades organizadas por el Consejo Municipal de la Mujer y el Ayuntamiento de Alhaurín el Grande con la colaboración de los institutos de la localidad.

Y han sido precisamente los jóvenes los protagonistas de la jornada. Ellos han leído una serie de frases contra la violencia machista que han trabajado en clase, además de leer también, el manifiesto consensuado y aprobado en pleno municipal por unanimidad de todos los partidos con representación municipal.

Previamente las asociaciones de mujeres de la localidad habían colocado mesas informativas, y repartido lazos, e incidían en la importancia de la educación en la erradicación de esta lacra social.

Tras el manifiesto, la alcaldesa Toñi Ledesma se dirigió a los presentes, manifestando la importancia del trabajo común y de los jóvenes en la erradicación de la violencia machista: “este es uno de los problemas más graves de nuestra sociedad y ponerle solución es cuestión de todos y todas. Desde las instituciones, administraciones, distintos colectivos, educación, sanidad, justicia debemos trabajar sin descanso. No podemos seguir permitiendo actitudes machistas que discriminan, vejan y matan a mujeres.  No podemos ser cómplices, debemos denunciar cualquier hecho de violencia del que tengamos conocimiento, el silencio ayuda al agresor. En la juventud ponemos nuestro acento, el futuro es vuestro y debéis esforzaros en conseguir una sociedad libre de estereotipos machistas”.

Para finalizar el acto, los participantes en el mismo han lucido camisetas simbólicamente manchadas de sangre y, tras escuchar un disparo, se han tirado al suelo representando un asesinato machista. Una forma visual y alegórica de recordar a las víctimas, y el camino que aún queda por recorrer.

Un mensaje, el de la igualdad y la tolerancia cero ante las agresiones machistas, que ha sonado esta mañana alto y claro en Alhaurín el Grande.